Vuelta a la rutina después de verano

¿Cómo recuperar los buenos hábitos alimenticios después del verano?

Agosto ya está llegando a su fin, para muchos de nosotros, eso significa vuelta a la rutina.

Las vacaciones son sinónimo, en muchos casos, de relajación, de no madrugar, de descansar, de socializar con los amigos, más comidas fuera de casa, en definitiva, salir de nuestra rutina normal.

La vuelta a la «normalidad» trae consigo cierta ansiedad por ver qué nos dicen nuestros pantalones después de días con cierto descontrol. Y digo los pantalones, porque no me gusta mucho reconocer lo esclavos que somos de la báscula y el miedo que tenemos a lo que esta nos diga. Esa ansiedad incluso, a veces, miedo de saber los estragos que ha podido hacer ese «descontrol» del verano en nuestro peso.

No debemos estresarnos ni recurrir a dietas milagro que lo único que van a hacer es generarnos más ansiedad, ni mucho menos recurrir a esas creencias de «alimentos detox».

Hagamos las cosas bien, retomemos nuestros horarios, tratemos de realizar nuestras cinco comidas, dando prioridad a las frutas y verduras, pero sin olvidarnos de la importancia de los hidratos de carbono complejos en nuestra alimentación. Debemos hacer una planificación de un menú semanal equilibrado y de calidad.

No debemos pasar hambre, por el contrario, debemos elegir alimentos de calidad y saciables, de esta forma evitaremos los mil paseos a la nevera.

Reduzcamos el consumo de alcohol, sí, he dicho alcohol, no seamos «políticamente correctos», en verano, a las personas que nos gusta el vino y la cerveza, suele estar más presente en nuestro día a día, por eso debemos reducirlo, y por qué no, tratar de evitar su consumo.

Aumentemos la cantidad de agua que ingerimos, huyendo de los refrescos cargados de azúcar y edulcorantes.

Volvamos a nuestra rutina de ejercicio.

Volved a llamar a vuestra nutricionista en madrid favorita, es decir, yo.

¡Juntos volveremos a ponernos en forma!

¿Necesitas subir de peso de firna saludable?

como subir de peso de forma saludable

Siempre que hablamos de hacer dieta o mejorar nuestra alimentación, lo hacemos con la idea de bajar de peso. Pero a que nunca te has parado a pensar, ¿existen dietas para subir de peso? Y la respuesta es si, así que desde Dietista y Nutricionista queremos darle algunos consejos si necesitas subir de peso de forma saludable.

Por qué necesitaría subir de peso

Existen multitud de ocasiones en las que podemos querer o necesitar aumentar nuestro peso corporal y necesitas una dieta para engordar sanamente. Tras periodos largos de estrés, ansiedad o por la ingesta de algún medicamento nuestro peso puede verse gravemente alterado. También existen patologías digestivas, autoinmunes, cáncer, hipertiroidismo u otras infecciones que afectan a nuestro cuerpo y como aceptan la alimentación. También existen déficits nutricionales o trastornos de la conducta alimentaria que llevan a que no sepamos suplir las carencias que necesita nuestro organismo de forma correcta.

Al igual que con cualquier tipo de intervención dietética, antes de nada hay que plantear un plan nutricional que garantice que se mantiene una buena salud. Un plan que sea cómodo y fácil de seguir, y sobre todo que la dieta sea adaptada a las necesidades particulares de cada persona.

Las claves para poder subir de peso

Cómo decíamos antes, es necesario personalizar cada caso, pero esto no quiere decir que no existan consejos que seguir para poder aumentar de peso de forma saludable.

Aumentar las porciones

Antes de nada, hay que asegurarse que estamos tomando las porciones correspondientes a nuestras necesidades nutricionales. Ya sea porque nuestra sensación de saciedad esté alterada para pensar que estamos llenos cuando todavía necesitamos comer más cantidad.

Si piensas que estás tomando promociones menores de las que necesitas, auméntalas de forma progresiva para que tu cuerpo y sensación de saciedad se vayan adaptando.

Alimentos que nos den energía

Un aspecto muy importante a tener en cuenta es elegir bien los alimentos que vamos a consumir. Comer sano no es comer solo verduras y hortalizas, sino que si queremos un aporte nutricional completo debemos añadir alimentos que nos aporten energía.

Para ello debemos complementar alimentos que nos den volumen, agua, fibra y poca energía en las cantidades necesarias, con otros alimentos calóricos como cereales, arroz, pastas, pan, legumbres, pescados, carnes magras, huevos, quesos, aceite, semillas, lácteos, cremas … Como ves, hay muchas opciones donde poder elegir, pero lo más importante es saber como combinarlos.

Darle un toque final a cada plato

Si ya tenemos claro los alimentos que queremos, los siguientes que nos tenemos que fijar será el plato. Si no queremos aumentar en mucha cantidad la comida que queremos ingerir, podemos ayudarnos con el emplatado y unos consejos nutritivos que nos pueden ayudar.

  • Hecha un chorro de aceite a los platos que prepares, como ensaladas, pescados, carnes, cremas …
  • Prepara salsas como sofritos, salsa de curry … que servirán como aderezo para el plato principal
  • Añade alimentos más nutritivos como frutos secos, queso rallado, aceitunas …

El Snack es tu amigo

Si nos cuenta aumentar el volumen de comida en los platos sin tener la sensación de llenarnos, los snacks entre horas son una solución fácil para aumentar la ingesta de comida durante el día.

Puedes probar los snacks de frutos secos o de fruta deshidratada, con onzas de chocolate, o un bocadillo pequeño, pinchos saludables …

Solicita tu dietista en Madrid para ayudarte con una dieta personalizada para ti. Reserva tu cita en nuestra web.