Consejos para tu dieta post Navidad

Se acaban las fiestas y con ellas los excesos navideños. Vuelven las preocupaciones y como rebajar esos kilos de más que hemos ganado a bocados durante las Navidades. Por eso, desde la consulta de nutrición de Leticia Garnica queremos apoyarte para que cuides tu salud y vuelvas a tu peso ideal con unos consejos para tu dieta post Navidad.

Seguir leyendo

Y de nuevo Diciembre ya está aquí…

Ahora que llegan las  fechas navideñas dónde parece que el mundo se va acabar y quedamos con todos los amigos, incluso a los que vemos a diario, para brindar, celebrar, despedir el año, comentar los buenos propósitos para el año que viene. En esas comidas o cenas, se cometen excesos, excesos de alcohol, mucho más copiosas que en el día a día, y si no se controlan, luego viene enero con las rebajas y las prisas por bajar los kilos que hemos cogido, por retomar nuestra rutina de entrenamiento y vida sana.

Todos somos conscientes que en estas fechas es difícil en cuanto a tema de nutrición se refiere pero debemos tratar de seguir con una dieta variada y equilibrada aunque en los días clave hagamos algún exceso. Si nos descontrolamos mucho en cuanto a alimentación se refiere, podemos aumentar la actividad física para compensar esos excesos que nos hemos permitido.

¿Debemos seguir con la regla de las 5 comidas?

En la mayoría de las ocasiones, muchos de nosotros pensamos que para compensar los excesos de la cena de nochebuena o la comida de navidad, debemos saltarnos comida. Y eso es lo primero que debemos quitarnos de la cabeza. Debemos seguir con las 4-5 comidas de forma que cuando nos sentemos en la mesa no estemos tan ansiosos por comer y somos más capaces controlarnos de alguna forma, y aunque comamos lo que hay en la mesa que no sea como si no hubiese un mañana. Es mejor comer algo que no engorde mucho que saltarte comidas. Si comes algo, ya haces que el organismo tenga que trabajar para digerir y absorber lo que nos aportan esos alimentos, y ya tienes algo de gasto de energía de más, mientras que si te saltas esa comida, no vas a adelgazar o compensar más.

El agua, la gran olvidada.

Es importante seguir bebiendo el agua, que es una de las grandes olvidadas en estos días. No debemos de olvidar que normalmente necesitamos unos dos litros de agua sin contar toda la que necesitamos para llegar bien hidratados tanto al entrenamiento como a la carrera. En estos días algo de alcohol para brindar se toma, y sino algún refresco demás, y ellos, aparte de sus características, suelen causarnos retención de líquido y eso, para controlarlo de manera sana y sin recurrir a pastillas, lo controlamos bebiendo agua y en su defecto alguna infusión.

¿Con qué alimentos podemos compensar esos excesos?

Los días que tenemos libres tanto comida como cena, o en su defecto, los días que tenemos comidas o cenas debemos tratar de controlarnos y para ello hay alimentos y formas de cocinar que nos ayudan a compensar:

–          Frutas y verduras: Salvo que tengamos algún tipo de patología o tomemos alguna medicación especial, que en ese caso debemos hablar con nuestro médico, lo ideal es elegir verduras de hoja verde debido a su alto contenido en fibra y que son más diuréticos: espinacas, acelgas, repollo, rúcula, lechuga y brócoli. Otras verduras diuréticas son los espárragos, las alcachofas y el apio.

De frutas: los kiwis, manzanas, peras, naranjas y piña son ideales para estos días debido a su alto contenido en fibra y ser diuréticas y ayudarnos con la posible retención de líquidos.

–          Las legumbres. En estos días no conviene abusar de ellas, pero si podemos incluirlas en nuestra alimentación siempre que sean cocinadas con poca grasa.

–          Sin que nos olvide, porque es de lo más importante, debemos tener muy en cuenta la forma de cocinar, dejando de lado los fritos y las salsas para sustituirlos por los alimentos a la plancha o cocidos, al horno o en papillote, bajando así su contenido en grasa. Acompañándolos con verduras o ensalada o incluso patata cocida.

–          Debemos intentar lo antes posible volver a nuestra rutina diaria de las 5 comidas, no saltarse ninguna comida y huir de las dietas milagro.

Lo más importante ser consciente de que si nos excedemos luego hay que quemarlo y compensar con la comida que sino, luego viene enero con las rebajas y a ver con que ganas nos quitamos esos kilillos de más.

 

¡»Winds of change»…y con ellos llega la navidad!

Esta entrada en el blog es un poco más personal que otras veces, aunque ya sabéis los que me leéis que lejos de ser un blog técnico, aunque a veces lo es, trato de ser lo más cercana que puedo y creo que esa es mi marca :-).

Después de recibir el comunicado que me mandó una de mis pacientes más fieles, el cuál transcribo:

«Por medio del presente comunicado se les informa que a partir del día de hoy estaremos ausentes tomando un merecido descanso, para regresar con ustedes el día 7 de enero del 2015. Les deseamos Felices Fiestas y próspero año nuevo.

ATENTAMENTE: La lechuga, el pan integral, la fruta, la leche desnatada, el apio, el pepino, las acelgas,…

PD: En nuestra ausencia, los atenderán con el mismo gusto de siempre: El solomillo, los langostinos, la mantequilla, las salsas, el cordero, el pavo, los polvorones, el roscón y todo bañado con vino, cerveza, champán…»

fruteria2

 

¿Quién no ha recibido ese mensaje? pues decidí hacer un post especia,l lejos de vanagloriar a los alimentos con los que convivo todo el año y gracias a los cuales tengo trabajo :-), pero que, aunque no debamos dejarlos en el olvido estos días, viene bien desconectar. A eso le sumo que me he levantado con un espíritu navideño increíble y eso que a mi estas fechas, desde hace unos años, no me gustan en exceso. Pues hoy no ha sido así,¿me habrá venido a visitar el fantasma de la navidad pasada? o habrá sido el de la futura? El caso es que me he sentado en mi mesa de la consulta y me he puesto a escuchar un villancico que me encanta » Ole, Ole» de Monserrat Caballé con Los del río. Y me he dicho a mi misma:»Leti, ¿que te pasa hoy?» Y he empezado a pensar en que igual son los cambios que ha habido en este último mes y aún no os lo había contado por aquí.

image(25)

Resulta que el día 1 de diciembre, concidiendo con el cumpleaños de una de las personas más importantes para mí, inauguré nueva consulta. Realmente no es solo consulta, he cambiado de oficina y no lo he hecho sola. Cocholate (www.cocholate.es) y Dietistanutricionista.com, o mi consulta, como lo queramos ver :-), estamos compartiendo oficina. Seguro que pensáis: ¿que tienen que ver las dos cosas? Pues aunque no lo creáis, para mí mucho. Mis pacientes, que acaban siendo mis amigos y somos una gran familia, llegan a un ambiente acogedor y familiar. La consulta es más luminosa y grande, paredes blancas, y si te descuidas, encuentras el regalo perfecto para tus hijos, recién nacidos, o incluso para tí. O si te toca esperar, puedes ver el magnífico trabajo que hacen. Así mismo, todos los padres que os guste Cocholate, podéis expresar o preguntar todas las dudas que se os planteén en cuanto a la alimentación de vuestros niños.

Cuando pensaba en como titular este post, decidí el titulo de esa canción de Scorpions, porque si que creo que vienen cambios, y cambios positivos. Confío seriamente en que el 2015 va a venir cargado de cosas buenas pero eso lo dejarems para el próximo post ya de final de año.

¿Dónde estamos?En la calle Espronceda 27, 1º C. Espero que os guste el cambio.

Disfrutad de la navidad, y aunque os recomiendo que hasta el 23 no os olvidéis de los buenos hábitos, algún capricho nos podemos permitir.